CAMARÓN QUE SE ANIMA…

Fotos: Cortesía de ANIMA

Fotos: Cortesía de ANIMA

Por Liudmila Peña Herrera
Esta no es una historia de dragones, de autos que hablan o sensuales princesas a la moda. Tampoco hay guerras interplanetarias o luchas por la dominación tecnológica. No recurre a personajes del tamaño del más pequeño de los dedos: esta no es la película de Meñique. Parientes sí son, porque nacen de la voluntad creativa de acercar a la más reciente generación la obra de un cubano decimonónico, el más universal de todos: José Martí.
Y posee magia este filme. Cómo no iba a tenerla si un camarón que encanta –y además, canta– teje los hilos de una historia que, debido a su actualidad, no parece escrita hace más de una centuria por la mano del francés Édouard Laboulaye y adaptada por Martí para La Edad de Oro. Sigue leyendo

¿Y cómo voy dentro de esta carta?

En marzo de 1895, José Martí, desde Cabo Haitiano, escribió a la joven María Mantilla una preciosa y conmovedora carta. No hay dudas de que el Maestro dominaba el lenguaje y la inspiración como el mejor de los cubanos. A veces nos dan ganas de imitarlo a quienes adoramos las letras, pero eso es imposible.

Por el significado de este fragmento, lo regalo a alguien muy especial. Espero que acorte las distancias. Sigue leyendo

René González, el castigo y la ponzoña imperiales

Por Liudmila Peña Herrera

Si se hiciera justicia, René podría regresar a casa con su familia y amigos. Ese es un derecho de todo ser humano.

Cuando el próximo 7 de octubre René González, uno de los cinco antiterroristas cubanos encarcelados en Estados Unidos por resguardar los sueños de nuestros niños, la seguridad de hombres y mujeres trabajadores de esta Isla y proteger la soberanía patria, cumpla la injusta sentencia impuesta por desarticular planes terroristas de organizaciones anticubanas asentadas en el sur de la Florida, no habrá acabado la historia de crueldad cometida contra el ciudadano y el ser humano. Sigue leyendo

Damitas y caballeros

Texto y fotos: Liudmila Peña Herrera

Mi hermanito me ha pedido ayuda para un trabajo escolar. El tema es los derechos de los niños. Y yo, ni corta ni  perezosa, le busqué información y varias fotos.

Estos son niños cubanos, vistos en diferentes lugares y contextos, pero siempre felices.

Niña holguinera en el 1ro de Mayo

LOS ZAPATICOS DE ROSA

(fragmentos)

José Martí

Hay sol bueno y mar de espumas,
Y arena fina, y Pilar
Quiere salir a estrenar
Su sombrerito de pluma.

(…)

—“Yo voy con mi niña hermosa”,
Le dijo la madre buena:
“¡No te manches en la arena
Los zapaticos de rosa!” Sigue leyendo

MARTÍ Y YO

Por Liudmila Peña Herrera

De pequeña siempre llamó mi atención el reloj de la Plaza Solar Martiana, de Las Tunas. Saltando con un pie, con el otro, rodeaba la amplia figura plasmada en el suelo. Las sombras se proyectaban sobre mí,  niña desconocedora de las cuestiones físicas y arquitectónicas que rodeaban el lugar. Decían que en verdad el reloj daba la hora y yo halaba las tiras de mi imaginación buscándole el sentido a aquellas líneas y símbolos.

Cuando me cansaba de imaginar y de preguntarle a mi papá, sobre quien creía que lo sabía todo, me entretenía en cuestionar por qué del otro lado de la calle, había una casita con la misma fachada que la de José Martí en La Habana. Nunca supe la respuesta, porque aquel hombre loco por su hija, tampoco supo responder. Sigue leyendo

Los sueños

Por Liudmila Peña Herrera

niño cubano de la montaña

En la escuelita José Martí, Jorgelis tiene los mismos medios audiovisuales y de computación que los pequeños de la ciudad

Allá arriba, donde las nubes juegan a estar más cerca de los niños y los pinos le prestan su olor al viento; allá, en las montañas de Mayarí, vive Jorgelis. Es pequeño y mira a uno desde su dimensión con unos ojillos que preguntan demasiado para quien casi no habla con el visitante.

Sigue leyendo